Isabel Allende: "El feminismo refleja las convicciones que han determinado el rumbo de mi vida"

2 de noviembre de 2007.

Por Argelia Villegas López

Cultura | Madrid | Libros



“La Suma de los Días” es el último título de la escritora


Un universo profundamente femenino, alimentado de espíritus, recuerdos y salpicado de coloridas historias; así es la nueva novela de Isabel Allende “La Suma de los Días”, feminista y fundadora de una organización que en Bangladesh apoya a las mujeres más pobres de ese país, Allende reaparece con esta obra donde recuerda su vida marcada por el exilio en la época de la dictadura en su natal Chile acompañada siempre por el espíritu de Paula, su hija.
 
Allende se identifica con el feminismo “porque refleja las convicciones y libertad que han determinado el rumbo de mi vida”, así lo narra en ‘La suma de los Días’ que durante 362 páginas y dividida en dos partes presenta en pequeños capítulos la historia de vida de su familia a quien cariñosamente llama “tribu”.
 
Con su profesional pluma, durante su trayectoria como escritora, Allende ha recorrido varios géneros literarios, desde literatura infantil, fantasía, y el realismo mágico el cual la dio a conocer a nivel internacional con su obra ‘La casa de los espíritus’, y la colocó en la cúspide de las y los narradores latinoamericanos.
 
Desde hace trece años, Allende no había vuelto a escribir sus memorias, con “La suma de los Días’ la escritora regresa a contar su vida íntima, rodeada de sus nietos, de su esposo Willie, su perra Olivia y sus “amigas del desorden, un círculo de brujas cincuentonas”, como define Allende a sus amigas.
 
“Mi círculo de hermanas del desorden, son mujeres sabias y sensibles que se ayudan y protegen en los avatares de la vida, todas las mujeres deberíamos tener un círculo de amigas así”, cuenta la escritora en su nueva obra.
 
‘La Suma de los Días’ nace un siete de enero del 2006, como desde hace veinticinco años Allende se ha autoimpuesto esta fecha por disciplina y cierta mística para iniciar la creación de sus obras.
 
La idea de regresar a contar sus memorias nace por consejo de su editora Carmen Balcells, quien desde Santa Fe de Segarra, cerca de Barcelona, la llamó para animarla a volver a escribir su vida íntima.
 
Las mujeres bonitas mueren antes de la página sesenta
 
Paula, hija de la escritora y quien falleció en 1992 a causa de un ataque de la enfermedad llamada ‘porfiria’, aparece en esta obra como un personaje principal al cual Allende siempre nombra en presente y va narrando los acontecimientos actuales de la vida, de la “tribu” y realiza breves retornos al pasado para retomar la historia de su vida y explicarla en la actualidad.
 
Allende declara preferir a mujeres de temple, “a quienes nadie les da nada y todo lo consiguen solas”, sobre mujeres “que obtienen todo sin esfuerzo y tienen la ruta pavimentada por el deseo de los hombres”, apunta en su nueva obra. “Paula se reía de mi y me decía que las mujeres bonitas de mis libros mueren antes de la página sesenta”.
 
Los días de la escritora transcurren actualmente en el Condado de Marín, al norte de San Francisco, “a veinte minutos del puente del Golden Gate”, apunta Allende en su obra.
 
Casada por segunda vez con Willie, su actual pareja quien es abogado y conoció en una de las presentaciones de sus libros, la escritora reinició un nuevo camino con una pareja que la acompañó durante los momentos más duros de la enfermedad y muerte de su hija Paula.
 
Una fundación para las mujeres más pobres
 
Viajera de corazón, amante de la aventura, rodeada de un mundo donde predominantemente femenino, profundamente familiar y mística, figuran como las principales características de esta narradora latinoamericana que desde los diecisiete años inició su vida profesional como periodista y quien actualmente también coordina desde su casa una fundación dedicada a dar apoyo a nivel de educación, protección y salud a las mujeres más pobres de Bangladesh.
 
La idea de crear esta fundación surge para llevar a la realidad una de las misiones que en vida deseó realizar su hija Paula. Una importante parte económica de los ingresos que recibe la fundación que la escritora ha creado provienen de las ganancias obtenidas de sus libros.
 
“Las sociedades más atrasadas y miserables son aquellas en que las mujeres están sometidas. Si se ayuda a una mujer: sus hijos no se mueren de hambre, y si las familias progresan, se beneficia la aldea, pero esta verdad tan evidente es ignorada en el mundo de la filantropía, donde por cada dólar que se destina a programas de mujeres, se entregan veinte a los de hombres”, señala en el libro la autora.
 
Los personajes de Allende, en su gran mayoría femeninos, aparecen coloreados de espontaneidad, pintorescos y combativos, describe a mujeres que siguen andando el camino con esperanza, con un profundo amor por la vida, y siempre peleando por causas justas.
 
Editado por “areté”, la portada de la ‘Suma de los Días’ muestra a una mujer caminando por un bosque, y en la contraportada aparece Allende rejuvenecida envuelta en colores rosa pastel, de esta forma el libro marca una nueva conquista en el mercado de la narrativa literaria.
 
“La musa caprichosa del amanecer’, ‘El poderoso círculo de las brujas’, ‘Otra casa para los espíritus’, ‘Minúsculos milagros cotidianos’ y ‘Vida en familia’ son algunos títulos de los capítulos en los cuales se desarrolla ‘La Suma de los Días’, donde tal cual lo afirma Allende: “la escritura es como el ilusionismo: no basta con sacar conejos de un sombrero, hay que hacerlo con elegancia y de manera convincente”.
 
-------------------------------------------------------------
Fotos: AmecoPress
-----------------------------------------
Cultura- libros; 02 noviembre (07) AmecoPress