Jueves, 23 de noviembre de 2017.

Noticias

La RECAV mantiene la concentración contra la Feria de alquiler de vientres

Los feriantes han anunciado que no suspenderán el evento y que lo celebrarán en el Hotel Weare Chamartín de Madrid, el 6 y 7 de mayo de 2017

Estado Español, Feminismo, Movimiento feminista, Debates, Política y género, Salud y género, Salud reproductiva, Convocatoria, Vientres de alquiler, Madrid, Jueves 4 de mayo de 2017, por Redacción AmecoPress


Madrid, 04 mayo. 17. Amecopress. La Red Estatal contra el Alquiler de Vientres (RECAV), plataforma que suma a más de 100 organización de todo el Estado y que pretende articular la respuesta de oposición a una posible legalización de la explotación reproductiva del cuerpo de las mujeres en España, tenía convocada una concentración para el sábado 6 de mayo a las puertas del Hotel que acogía la Feria de alquiler de vientres que promociona Surrofair y en la que más de 20 expositores promocionaran una práctica que es ilegal en España. La protesta se mantiene, aunque haya cambiado de lugar.

Tras anunciar la convocatoria de esta concentración, el Hotel que había reservado la empresa promotora de la Feria (Surrofair), se negó a acogerla. Pero los feriantes han anunciado que no suspenderán el evento y que lo celebrarán en el Hotel Weare Chamartín de Madrid, el 6 y 7 de mayo de 2017. Así pues, la RECAV mantiene la convocatoria de la protesta, aunque cambia el lugar: será el próximo 6 de mayo, a las 12:00 horas, a las puertas del Hotel Weare Chamartín sito en la calle Agustín de Foxá s/n.

La RECAV ha manifestado que, ante las fuertes presiones del Lobby que pretende legalizar en España la industria que comercializa con las capacidades reproductivas de las mujeres, las organizaciones feministas españolas unirán fuerzas y buscarán alianzas estratégicas a nivel mundial frente a “la amenaza a nuestros derechos en un mundo global”.

Lo cierto es que desde hace unos meses, el tema –engañosamente llamado gestación subrogada, más acertadamente, aunque todavía de modo incompleto, vientres de alquiler- parece estar en boca de todo el mundo. La televisión muestra ejemplos ideales, parejas ricas y felices, y hasta debates –por cierto, bastante descompensados-. Los medios sociales se llenan de artículos de opinión. Los principales partidos empiezan a tomar postura.

La Red Estatal contra el Alquiler de Vientres, presentada la semana pasadadeja clara su postura en su página web: "No somos incubadoras, ni vasijas, ni úteros o vientres de alquiler: somos mujeres, vidas humanas con las que pretenden montar un nuevo negocio que lucrará al más fuerte y someterá a las más débiles".

Portavoces de la RECAV han manifestado que “el camino será largo ya que nos enfrentamos a los intereses de algunos abogados y médicos sin escrúpulos, que ven un nicho de negocio en alimentar una práctica que atenta contra los derechos de las mujeres en todas las partes del mundo”. Muchas voces, estudiosas de la práctica y conocedoras de la falacia argumentativa del patriarcado, no dudan en definir esta “lucrativa rama de la industria de la tecnología reproductiva” como muestra –una más- de “violencia contra las mujeres”.

“Desde la RECAV sabemos que quienes promueven la reproducción como negocio, saltándose toda barrera ética y legal, tienen grandes intereses económicos y pocos escrúpulos. Somos conscientes de que junto a otros sectores son un poderoso lobby que busca normalizar la explotación reproductiva de las mujeres”. Asimismo, desde la Red indican que “la lucha contra esta nueva forma de explotación será larga y cruenta, pero nada nos hará cejar en nuestro empeño de dar respuesta a este nuevo ataque a los derechos y libertades de las mujeres”.

Un feminismo coherente debe ser impugnador de un sistema que potencia las libertades individuales antes que las colectivas, que pone precio a la vida y que siempre encuentra nuevas formas de beneficiarse de la desigualdad.

Las asociaciones piden a la Fiscalía que actúe de oficio y paralice la Feria

Además de promover la concentración, las asociaciones integrantes de la Red instan a la Fiscalía a que actúe contra la Feria que se celebrará en Madrid para fomentar el alquiler de vientres en terceros países, ya que en España es una práctica ilegal, por contravenir principios jurídicos básicos de nuestra Constitución.

En el escrito señalan que “Surrofair”, cuenta con 24 empresas expositoras dispuestas a explicar a los posibles futuros compradores de sus servicios qué ventajas ofrecen frente a sus competidores. La feria ha sido coorganizada por Babygest, una revista digital que al parecer es un proyecto desarrollado por la empresa DCIP Consulting, S.L.

Las asociaciones señalan que el evento supone una vulneración de la legalidad vigente y del interés público tutelado por la ley. Instan a la actuación de oficio del Ministerio Fiscal a fin de que, en cumplimiento del artículo 124 de la Constitución, promueva la acción de la justicia en defensa de la legalidad, interesando la suspensión cautelar del citado evento, así como la persecución de la actividad ilícita de las empresas participantes.

Y todo ello con base en los siguientes fundamentos jurídicos:

Artículo 10 de la Ley 14/2006 de 26 de mayo sobre técnicas de reproducción humana asistida. Dicho artículo establece que “Será nulo de pleno derecho el contrato por el que se convenga la gestación, con o sin precio, a cargo de una mujer que renuncia a la filiación materna a favor de un contratante o de un tercero” y añade que “La filiación de los hijos nacidos por gestación de sustitución será determinada por el parto”.

La filiación materna en el Derecho español se determina, pues, exclusivamente por el parto sin dar valor a estos acuerdos.

Es posible que las empresas participantes en “Surrofair” aleguen que dicho contrato de gestación por sustitución no se celebra en España y, por tanto, no se está vulnerando dicha norma, sin embargo, desde la óptica citada referida a que la determinación de la filiación materna en nuestro ordenamiento jurídico es el parto, hay que considerar que la filiación es una consecuencia directa del contrato de gestación por sustitución, de tal forma que no se pueden desligar una de otro, de ahí la consideración del art. 10 de la Ley 14/2006 de 26 de mayo sobre técnicas de reproducción humana asistida como una norma de policía y, por tanto, “de orden público”. Orden público que se pretende vulnerar, pues el objetivo último es burlar las normas españolas de determinación de la filiación, elemento esencial en el que se basan las relaciones familiares.

Por más que las empresas participantes en “Surrofair” y, en especial, las coorganizadoras como Babygest aleguen que la actividad publicitada es legal, recordamos a este respecto, y en relación con lo expuesto, que el apartado 4 del artículo 6 del Código Civil dispone que “Los actos realizados al amparo del texto de una norma que persigan un resultado prohibido por el ordenamiento jurídico, o contrario a él, se considerarán ejecutados en fraude de ley y no impedirán la debida aplicación de la norma que se hubiere tratado de eludir.”

Artículo 221 del Código Penal. El art. 221 se inserta en el Título XII del Libro II del Código Penal, relativo a los delitos contra las relaciones familiares, y tipifica como conducta criminal los siguientes hechos:

Los que, mediando compensación económica, entreguen a otra persona un hijo, descendiente o cualquier menor aunque no concurra relación de filiación o parentesco, eludiendo los procedimientos legales de la guarda, acogimiento o adopción, con la finalidad de establecer una relación análoga a la de filiación, serán castigados con las penas de prisión de uno a cinco años y de inhabilitación especial para el ejercicio del derecho de la patria potestad, tutela, curatela o guarda por tiempo de cuatro a 10 años.”

Con la misma pena serán castigados la persona que lo reciba y el intermediario, aunque la entrega del menor se hubiese efectuado en país extranjero.
Por tanto se castiga la entrega a otra persona de un hijo o una hija descendiente o cualquier menor aunque no concurra relación de filiación o parentesco, eludiendo los procedimientos legales, mediando compensación económica.

Son también conducta criminal las tareas de intermediación y especificándose que es conducta delictiva aunque la entrega del menor se hubiese efectuado en país extranjero.

Si analizamos la conducta que se pretende llevar a efecto en España en la feria Surrofair, observamos que es una feria que se anuncia para “informarte y discutir sobre las diferentes posibilidades en gestación subrogada”.

En el evento existen unos stands en los que te informan de forma privada, pudiendo contratar en dichos stands a través de dichas empresas intermediarias un vientre de alquiler, en el país que elija y tras valorar las condiciones de mercado, en los distintos países que ellos llaman destinos.

Las empresas instaladas en dicha feria, tienen como objetivo tareas de intermediación, buscan madres gestantes, mostrando incluso catálogos sobre las mujeres, en las que se las clasifica por una serie de parámetros, raza, edad, etc. enseñándose su fotografía, para que los futuros receptores del menor puedan elegir entre dichas mujeres la que consideren más apropiada para llevar a efecto la gestación subrogada, esto es que concierten un contrato para que la misma se convierta en futura madre y a su vez, una vez nazca el menor se entregue al cliente (receptores del menor).

Las empresas instaladas en dicha feria, tienen como objetivo tareas de intermediación, buscan madres gestantes, mostrando incluso catálogos sobre las mujeres, en las que se las clasifica por una serie de parámetros, raza, edad, etc. Esta operación es llevada a cabo mediante una compensación económica, esto es la agencia encargada de contactar con la madre gestante se le abona una cantidad para que busque y contacte con una madre gestante que una vez dé a luz les entregue el recién nacido para traerlo a España.

El objetivo de la feria es elaborar contratos para llevar a efecto tareas de intermediación entre las personas que se encuentran en nuestro país y mujeres que se encuentran en países en los que la práctica de vientres de alquiler es legal y efectúen todas las tareas de contacto e intermediación para que en definitiva una vez dé a luz, les entregue el recién nacido para podérselo traer a nuestro país.

En España, se castiga a quien entrega al menor, mediando compensación económica, equiparando como sujeto activo del delito, no solo a quien recibe el dinero, sino a quien intermedia, y es evidente que los expositores de la feria, pudieran estar efectuando una conducta que pudiera ser constitutiva de delito, cuando intermedian para que se pueda llevar a efecto la gestación subrogada en un país, en el que esta conducta no está penalizada, y que para ello los clientes tienen que abonar una cantidad de dinero, por tanto existe compensación económica.

Cuando se refieren a compensación económica (como concreta el tipo) hemos de entender cualquier tipo de contraprestación evaluable en términos pecuniarios, no sólo para forzar el consentimiento de la madre, sino también el propio dinero que se entrega al intermediario por sus servicios en la materia que en definitiva lo que se abona es el precio por ponerle en contacto y facilitarle los tramites con la madre gestante, así como garantizar o forzar la entrega del menor recién nacido, justificándose de diversas maneras pero siendo claro y patente el objetivo.

Existe clara compensación económica de las entidades con stands en la feria por sus labores de intermediación y aun cuando la conducta en el país donde se contacta con la mujer que va a llevar a efecto la gestación subrogada es legal, es evidente que el hecho de organizar una feria de la que se puedan derivar unos contratos de una actividad que es ilícita en España, y que es perseguible criminalmente cuando se da compensación económica y es claro que las agencias intermediarias que se encuentran en los distintos stands de la feria buscan el beneficio económico, por los servicios que prestan o compensación económica por los mismos, por lo que su conducta pudiera ser constitutiva de delito.

Los medios utilizados objetivamente valorados ante y desde una perspectiva general, son abstracta y racionalmente aptos para ocasionar el resultado típico, siendo factible que su propósito como intermediario en la compra (por supuesto llamado de otro modo) de los servicios de una mujer para que lleve a efecto la gestación subrogada llegue al conocimiento de personas interesadas y previo pago de una cantidad de dinero efectúen sus labores de intermediación, para garantizar de algún modo la entrega de un menor, por su madre gestante, previo el pago de sus servicios a la empresa intermediaria de la operación, existiendo lucro, e incluso prácticas en las que se fuerza el consentimiento de la mujer, no pudiendo olvidar que se atenta contra los arts. 10.1, 15 y 39.2 de la Constitución Española y los arts. 1271 y 1275 del Código Civil, cuando señala que el ser humano está fuera del comercio de los hombres.

Por lo expuesto, las asociaciones solicitan que, tras los trámites oportunos, se inste la suspensión cautelar del evento, en base a las razones alegadas.

Fotos AmecoPress


Estado español – Debates – Vientres de alquiler –Feminismo –Movimiento feminista; 04 de mayo. 17. AmecoPress




AmecoPress, Información para la igualdad. Premio Accésit Ministerio de Industria 2007 - Plan Avanza.
Se ofrece información gratuita a los medios de comunicación. Se permite la reproducción de todos los contenidos citando la fuente e informando de su publicación a Amecopress. Copyright 2007.
Plaza Juan Zorrilla 2, primero. 28003 Madrid. Tel-fax: 91 319 08 52.
Web: www.amecopress.net
Email dirección: direccion@amecopress.net
Email administración: administracion@amecopress.net
Email redacción: amecopress@amecopress.net

Seguir la vida del sitio RSS 2.0 | Espacio privado | SPIP
Proyecto subvencionado por las siguientes instituciones: