Casi el 25 por ciento de los hombres en Asia admite haber violado a alguna mujer

12 de septiembre de 2013.

Por Redacción AmecoPress

Madrid | Internacional | Violencia de género | Maltratos | Violencia sexual



Un informe de la ONU en seis países revela que la mayoría lo justifica por sus "derechos sexuales" y que entre el 72 por ciento y el 97 por ciento de los que admitieron haber cometido una violación no fueron juzgados


Madrid, 12 sep. 13. AmecoPress. Casi un cuarto de los hombres de Asia admite haber cometido al menos una violación, según un informe de Naciones Unidas sobre violencia contra las mujeres. La violación es común entre las parejas, aunque el 10 por ciento de los hombres reconoce haber violado a una mujer con la que no mantenía vínculo sentimental. La mitad de los que admiten el delito confiesan haberlo hecho más de una vez. Y el 75 por ciento defiende que fueron sus “derechos sexuales” lo que le llevaron a hacerlo. El estudio, que es el primero que se hace para examinar la violencia generalizada contra las mujeres y ha sido publicado parcialmente en la revista The Lancet Global Health, contó con el testimonio de 10.000 hombres de seis países.

Entre el 72 por ciento y el 97 por ciento de los que admitieron haber cometido una violación no fueron juzgados, de acuerdo con la encuesta realizada en nueve lugares en Bangladesh, Camboya, China, Indonesia, Sri Lanka y Papúa Nueva Guinea -el país de cinco millones de habitantes que se asienta sobre la isla de Nueva Guinea, al este de Indonesia-.

 Emma Fulu, una de las autoras del informe, ha asegurado que los hombres creían que tenían derecho a mantener relaciones sexuales con la mujer independientemente de si esta daba o no su consentimiento. Según ha explicado, también es común que los hombres violen como una forma de “entretenimiento”. Las agresiones también se emplean como forma de castigo.

Las personas responsables del estudio indican que el número de testimonios no es suficiente para hacer una extrapolación proporcional a todo el continente asiático. En Papúa Nueva Guinea el 60 por ciento de los hombres asegura que ha obligado a una mujer a mantener relaciones sexuales. Mientras en las zonas urbanas de Bangladesh y la isla de Sri Lanka, este porcentaje baja hasta el 10 por ciento. En Camboya, China e Indonesia, son alrededor del 20 por ciento de los hombres los que admiten haber cometido el delito.

"¿Por qué algunos hombres usan la violencia contra las mujeres y cómo podemos prevenirlo?" se titula el informe realizado en colaboración por diversas agencias de Naciones Unidas con el objetivo de buscar formas de combatir esta lacra social.

"Este estudio reafirma que la violencia en contra de las mujeres se puede prevenir, pero es inevitable", señaló en un comunicado James Lang, coordinador del programa "Partners for Prevention" de la ONU encargado del informe. "La prevención es crucial por el predominio de la violencia machista a lo largo de los lugares estudiados y porque es posible cambiar la mayoría de los factores relacionados con este comportamiento", manifestó Lang.

Según los autores del estudio, la prevalencia de la cultura machista, las desigualdades sociales y la discriminación en Asia alimentan los abusos y la violencia contra mujeres y niñas, en muchos casos esposas o familiares, educadas para ser sumisas.

 Fotos AmecoPress

--------------

Internacional – Violencia de género – Maltratos – Violencia sexual; 12 septiembre (13); AmecoPress